Cómo ahorrar costos operativos en energía eléctrica

Ahorre Costos

En éstos últimos quince años se han desarrollado algunos proyectos donde la finalidad consistía en el control energético de las instalaciones para un mayor ajuste de costos de producción.

Para un mayor aprovechamiento de la energía, y para un justo pago de los consumos realizados, algunos clientes han diseñado sus instalaciones siguiendo unos requisitos de eficiencia energética, tanto interna como externa.

Estos requisitos requieren el contaje individual de energía de cada punto de consumo de la instalación. Es por ello que la obra eléctrica se divide en tantas zonas como sea conveniente, instalando en dicha zona el contador de energía más adecuado.

Otro de los requisitos es el diseño arquitectónico de la instalación. Se tiende al aprovechamiento máximo de las horas de Sol, para de esta forma disminuir los costes directos de calefacción en las zonas comunes, así como aireación natural para su aprovechamiento en verano y así reducir los costos de aire acondicionado en las zonas comunes de la instalación.

En cuanto al consumo de energía, se puede optar por la instalación de equipos eficientes en las habitaciones, elementos de aire acondicionado de alto rendimiento y bajo consumo. Algunos sistemas de aire acondicionado se han realizado usando un sistema de agua fría y ventiladores de bajo consumo que hacen que el aire fresco resultante tenga un contenido en humedad que lo hace muy agradable y la sensación térmica a lo largo del día, pues siempre está circulando el agua y los ventiladores se pueden apagar o encender, no ofrece cambios bruscos.

Otro de los factores que se puede incorporar en sus instalaciones es la medida de consumo de todas las partes auxiliares que forman la instalación. Estas son zonas comunes, lavanderías, ascensores, cuadros eléctricos de bombas, cafeterías, etc. Con ello se puede comprobar si la maquinaría es eficiente y se puede detectar si hay, o puede haber, problemas de funcionamiento o daños. Este proceso de control hace que el mantenimiento de las instalaciones tenga un costo mucho menor. El sistema, teniendo en cuenta los consumos, puede avisar, con antelación, de una daño y así se puede proceder a su reparación antes de que el daño se produzca y sea más grave.

En cuanto al contaje de energía se puede usar la medida individual de los consumos de energía que se realiza en cada parte crítica de su instalación . De ésta forma cada cliente paga por el consumo que realiza, en vez de pagar un costo mensual sin control del gasto.

En cuanto a los equipos utilizados para realizar éstas instalaciones, son varios los modelos que se han utilizado a lo largo de los últimos 10 años. 

 


 

EQUIPOS PARA LA MEDICIÓN DE LA ENERGÍA CONSUMIDA 

Los equipos utilizados en la medida de energía son equipos monofásicos y trifásicos. Los equipos monofásicos se han orientado al consumo de los residentes, mientras que los equipos trifásicos se han orientado siempre al control del consumo de las instalaciones auxiliares.

Modelos como el M3D, M2D, M2DL, M2DM, M1DM y M1DL son los utilizados para la medida de energía monofásica. De ellos, en la actualidad, se usan los M2DL y M1DL. Estos equipos tienen un rango de medida muy amplio y una indicación del valor del contador de energía mediante un display de LCD. Transmiten la energía mediante una salida de pulsos digital con un valor de 1 Wh/pulso.

En cuanto a los equipos trifásicos, se han utilizado los modelos TCID-3, directo, y los equipos TCI6i-3  para su uso con transformadores de corriente. En la actualidad también se han utilizado los nuevos modelos TCIDL, directo, y TCIL para transformadores de corriente externos. Los equipos tienen todos una salida digital de pulsos de energía variable entre 10 Wh/pulso a 1 kWh/pulso.



Escribir comentario

Comentarios: 0